EDICIÓN 2018

El Rey preside y entrega el Premio Órdenes Españolas a Sir John Elliott

 

Su Majestad el Rey presidió el 25 de mayo la entrega del Premio Órdenes Españolas 2018 al historiador británico Sir John Huxtable Elliott, Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales en 1996, en el Real Monasterio de el Escorial (Madrid). Don Felipe afirmó que “si las Órdenes -patrimonio histórico de España desde hace nueve siglos- actualizan día a día esa vocación de servicio, es coherente con su identidad y con sus principios que lo hagan impulsando el mejor conocimiento de nuestra historia común”.

Su Majestad el Rey entrega el Premio Órdenes Españolas 2018 a Sir John H. Elliott

© Casa de S.M. el Rey

Don Felipe añadió que John H. Elliot “forma parte de ese extraordinario elenco de historiadores británicos que ha desarrollado una labor formidable contribuyendo a elevar el nivel de conocimiento y aprecio de nuestra historia en ese gran país, así como la calidad de la investigación que sobre ella se ha realizado desde fuera de España”.

Y finalmente Su Majestad el Rey se dirigió al Real Consejo de las Órdenes: “Caballeros, este es el camino. Recordad que los prestigiosos nombres de las Órdenes Españolas son un patrimonio de España y de su historia que debéis administrar con rigor y generosidad, saber renovarlo, y actualizarlo permanentemente al servicio de nuestra sociedad y del mejor nombre de España”.

Acompañaron a Don Felipe el presidente del Consejo de Administración de Patrimonio Nacional, Alfredo Pérez de Armiñán; el ministro de Justicia, Rafael Catalá; y el presidente del Real Consejo de las Órdenes de Santiago, Calatrava, Alcántara y Montesa y presidente del jurado, Su Alteza Real Don Pedro de Borbón-Dos Sicilias, duque de Calabria.

El galardón, instituido por las Órdenes Españolas de Santiago, Calatrava, Alcántara y Montesa, está dotado con 60.000 euros y distingue al historiador de cualquier parte del mundo cuyo trabajo de investigación histórica haya alcanzado general reconocimiento y que alguna parte de su obra esté relacionada con lo hispánico y su proyección en el mundo. Este premio internacional es el único de estas características que se concede en

el mundo y ha sido creado con la intención de convertirse en referencia en el ámbito de la historia

La candidatura de Elliott fue presentada por la Universidad de Oxford. Sus investigaciones han servido para colocar la historia de España en el mundo. En su discurso, el profesor hizo hincapié en la importancia de conocer la historia: “Vivimos en un mundo dominado por la posverdad y el populismo de izquierdas y derechas. Hace falta historia bien hecha contra los mitos malintencionados y oportunistas”.

El presidente del Real Consejo de las Órdenes de Santiago, Calatrava, Alcántara y Montesa y presidente del jurado, Su Alteza Real Don Pedro de Borbón-Dos Sicilias, presentó a Elliott como un historiador que realiza su trabajo con “verdad, ojos y pluma limpios de prejuicios y cargados de sabiduría”.

Con el apoyo de la Fundación Juan-Miguel Villar Mir, la Fundación Talgo y el Grupo Siro

El Premio Órdenes Españolas ha sido gestionado por la Fundación Lux Hispaniarum y ha contado para su desarrollo con el apoyo de la Fundación Juan-Miguel Villar Mir, la Fundación Talgo y el Grupo Siro.

El jurado estuvo presidido por el presidente del Real Consejo de las Órdenes, S.A.R. Don Pedro de Borbón Dos Sicilias y de Orleans, duque de Calabria. Como vocales del Jurado actuaron Alfredo Pérez de Armiñán de la Serna, presidente de Patrimonio Nacional y académico de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando; Carmen Iglesias Cano, condesa de Gisbert y directora de la Real Academia de la Historia; Hugo O´Donnell Duque de Estrada, duque de Tetuán y censor de la Real Academia de la Historia; Feliciano Barrios Pintado, secretario de la Real Academia de la Historia; Luis Antonio Ribot García, académico de la Real Academia de la Historia; Marcelino Oreja Aguirre, marqués de Oreja, académico y presidente de honor de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas; Juan Miguel Villar Mir, marqués de Villar Mir y colaborador; Juan Manuel González Serna, patrocinador; Carlos de Palacio Oriol, colaborador; Manuel Gullón de Oñate, conde de Tepa y gentilhombre de Su Santidad; e Íñigo Moreno de Arteaga, marqués de Laserna y correspondiente de la Real Academia de la

Historia. Álvaro Mariátegui Valdés ejerció como secretario e Íñigo Churruca Bonilla, como tesorero.

Los candidatos podían ser propuestos por las Universidades con departamento de Historia, las academias y las instituciones que, bajo distintas denominaciones, cumplen el mismo cometido, el Real Consejo de las Órdenes, los representantes de las instituciones patrocinadoras y, el presidente de Patrimonio Nacional. Más de treinta universidades de todo el mundo han presentado veinticinco candidatos.